Sorpresa y malestar existe en el Consejo Regional (CORE) de Valparaíso, tras conocerse que en la bodega Simón Bolívar, ubicada en el plan de Valparaíso, existe un acopio de cajas de mercaderías que el año pasado el Gobierno Regional adquirió para entregárselas a los 38 municipios, para que éstos a su vez las destinaran a las familias más vulnerables, en el marco de la crisis sanitaria y económica provocada por la pandemia del COVID-19.

                Al respecto, el presidente del cuerpo colegiado, Manuel Murillo Calderón, afirmó que “estamos exigiendo explicaciones a los municipios, al ministerio de Desarrollo Social y a la autoridad sanitaria, para que señalen porqué las cajas de mercadería financiadas con fondos aprobados por el CORE están detenidas en las bodegas municipales”, en circunstancias en que el proyecto también consideró los recursos para su distribución.

Murillo agregó que “nos preocupa que el esfuerzo que hace el CORE no llegue finalmente a las familias más vulnerables”.

Cabe señalar que se están solicitando los informes respeto de las mermas que fueron informadas por los diferentes municipios de la región y cuál fue el destino final de las mismas.