En ese contexto, la alcaldesa Carmen Castillo Taucher, se mostró  muy conforme de seguir implementando herramientas y tecnologías que mejoren “todas las condiciones necesarias para dar seguridad a nuestros vecinos y vecinas”.

A su vez, Fernando Salamé Saldías, Jefe de Coordinación Nacional de la Subsecretaría de Prevención del Delito del Ministerio del Interior y Seguridad Pública, aseguró que se pretenden coordinar con el municipio y Carabineros todas las acciones necesarias a objeto de que el impacto que provoque la instalación de las cámaras, sea el menor posible

“La verdad es que la zona en total, la instalación de todas las cámaras de la región se demoran alrededor de 50 días, por lo tanto la intervención que se hace en las comunas es mucho más corto, acotado, yo creo que en un par de semanas deberíamos tener las cámaras instaladas y conectadas y sí esperar el término del proyecto completo en la región para efectos de conexión y empezar a funcionar”, anunció Salamé

Respecto a los costos que con llevan la instalación, conexión y mantención de estas cámaras, el representante del Ministerio del Interior aseguró que esto no tendrá costo alguno para el municipio, al menos por un período de cinco años, que es lo que dura el contrato y que asegura el funcionamiento de los puntos de teleprotección.